fbpx

Videos que produces hoy pueden seguir generándote dinero durante años…

Pon tu negocio en el mapa de la forma más fácil y eficiente! Incrementa tus visitantes, crea una audiencia y aumenta tus ventas con el poder del video marketing.

Invierte en ti

Hoy vamos a tratar el tema de invertir, pero invertir en ti. Invertir es lo que mas ha hecho crecer mi negocio y en lo personal. A veces nos sentimos estancados en nuestro emprendimiento, en nuestra vida laboral y es porque no invertimos en nosotros. Si es verdad que siempre ponemos el foco en los demás, en ayudar a nuestros amigos, en otros asuntos. Ponemos el foco de nuestra atención fuera y no dentro de ti; y luego nos preguntamos porqué no crecemos. No digo que no haya que ayudar a las demás personas, pero también necesitamos una parte de nuestros recursos para enfocarla en nosotros mismos para poder avanzar.

El tiempo

Si el tiempo es oro, entonces debemos invertir bien nuestro tiempo. El tiempo es un recurso no renovable, que no vuelve. Solo tienes 24 horas al día. Si tienes cansancio, descansas. Si tienes hambre, comes y si tienes frío prendes la calefacción. Pero con el tiempo es distinto porque no vuelve; si gastaste 4 horas, no las podrás recuperar.

Tiempo

Los 4 pilares de la inversión en ti mismo

El primer pilar es tu mente, invierte en tu mente. Tienes que invertir en capacitarte, estudiar, prepararte. Puedes hacer cursos, talleres, seminarios, cursos de YouTube, podcast. Cuando digo estudiar no me refiero necesariamente a la escolaridad de una Universidad, que está bien. Pero si lo que quieres es aprender una habilidad o un oficio muy concreto, lo que te puede servir más es un curso y no una carrera profesional. Si tu meta es ser nutricionista, en la universidad puedes aprender mucho de nutrición pero en un enfoque científico y técnico. Para algo más práctico puedes tomar cursos cortos, o capacitarte mediante charlas, vídeos y podcast.

invierte en ti

Si quieres ser emprendedor te puedes meter a estudiar una carrera en ventas o marketing en la Universidad pero con una duración mayor y un enfoque más teórico. Pero yo lo que haría inicialmente es aprender en cursos y seminarios. Así que lo primero es formarte a ti. Puedes escuchar podcast y aprender de los expertos, de los mentores. En el artículo pasado aprendimos cómo conseguir tu propio mentor.

Déjate enseñar. Un problema de cuando somos autodidactas es que aprendemos muchas cosas, cuando llega alguien nuevo a explicar algo decimos «esto ya lo sé»; pero a lo mejor de las 100 cosas que te cuenta, 95 ya las sabes. Pero hay cinco cosas nuevas para que te apoderes de ellas, atesóralas, quédate con esas cosas que no sabías.

Una excelente forma de aprender es viajando. Esto te permite conocer otras culturas y ampliar tu visión con otras formas de pensar. Si no puedes salir de tu país, por lo menos a otras ciudades porque a veces en los países hay pequeños países, con distintos acentos, culturas, etc. Invierte en ti conociendo más gente y saliendo de tu zona.

Hablar con gente diferente siempre te abre las perspectivas.

El segundo pilar es tu cuerpo, invierte en tu cuerpo. Esto consiste en tener un estilo de vida saludable. Hacer ejercicio, tener una dieta mas o menos sana. No digo que si de vez en cuando te quieres comer una pizza, no lo hagas. Si no que es importante que inviertas en tu salud, tener una dieta controlada y esto lo puedes aprender en tu casa viendo vídeos de YouTube; o si puedes pagarlo con un nutricionista que te pese periódicamente y te vaya controlando tu alimentación.

salud, ejercicio

Cuando hablamos de un cuerpo sano no me refiero a que seas un atleta. Es más bien, sentirte bien contigo mismo, estar bien. Igualmente podemos entrenar alguna disciplina. Una buena idea es tomar clases de artes marciales porque además de mantener el cuerpo, forman el carácter, la voluntad y la disciplina. Estas son habilidades que puedes aplicar a tu negocio. Recuerda que tu eres el jefe y nadie te controla, así que es fácil quedarnos viendo Netflix, ahí entra la disciplina. Ahora mismo podría estar haciendo cualquier cosa y escogí escribir un artículo para compartir esta información.

El tercer pilar es tu vestimenta. No estoy hablando de estar a la moda y tener ropa de marca. Vestirte bien es tener ropa limpia, aseada, que te siente bien. Parece que no, pero esto hace que trabajes mejor. Si te levantas por la mañana a trabajar desde tu casa, y no rindes; ¿qué quieres? ¡Si estás en pijama! Tu cerebro te dice: «estás en tu casa, en pijama, pues tampoco te alteres, trabaja tranquilo». Pero si te duchas, te vistes para salir, te entrenas y te alimentas bien, cuando te pones a trabajar tu cerebro piensa: «estás preparado, listo para la batalla, estás disciplinado». ¿Porqué funciona esto? porque te sientes bien corporalmente, has descansado, estás limpio, fresco y has comido bien. Si tu ropa te hace sentir bien, entonces invierte en ti y vístete bien.

El cuarto y último pilar es tener un coach, un entrenador que te apoye, te guíe y te aliente. Especialmente en tu negocio. Esto también está relacionado con el tema de los mentores del cual grabé un podcast que debes revisar. Es importante que veas diferentes puntos de vista y modeles a personas exitosas. Si otros han recorrido el camino al éxito, tu puedes caminar con ellos. Modelar no es copiar, es tomar y adaptar lo que funciona.

mentor, transmisión de conocimiento

Recuerda que sólo corres más rápido, pero acompañado llegas más lejos. Sólo con el apoyo de un mentor podrás hacer crecer tu negocio, pero recuerda, siempre invierte en ti.

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar