fbpx

Videos que produces hoy pueden seguir generándote dinero durante años…

Pon tu negocio en el mapa de la forma más fácil y eficiente! Incrementa tus visitantes, crea una audiencia y aumenta tus ventas con el poder del video marketing.

Hábitos para protegerte de ti mismo

En el día de hoy quiero compartirte una estrategia para vencer los malos hábitos. Lo más común es encontrar información sobre como formar un buen hábito, pero en este caso te enseño lo contrario. Tu mismo puedes prevenir la conducta compulsiva. Veamos entonces, los hábitos para protegerte de ti mismo.

Si no tienes el tiempo o no te gusta leer, este contenido completo está disponible en su narración en nuestro podcast

Protegerte de ti mismo

Qué son los hábitos.

El hábito es una conducta que se repite de forma periódica y monótona. Están los hábitos propios de la rutina diaria, como puede ser levantarse temprano para ir a trabajar o ir a comer a las 2 de la tarde. Son cosas que hacemos automáticamente, sin esfuerzo y sin pensar.

Los hábitos pueden ser saludables, como una virtud; pero en muchos casos son perjudiciales y pasan a ser casi un vicio. Puede ser tomar muchas bebidas carbonatadas, la comida chatarra o el cigarrillo y el licor. Lo que vamos a ver es cómo podemos crear hábitos que prevengan este tipo de conductas negativas.

Los hábitos aparecen con la repetición y aunque muchos expertos sugieren que se requieren 21 días para formar un hábito; la experiencia me ha mostrado otra realidad. He tenido hábitos que se han formado en menos tiempo y otros que han requerido más. Si llevas 10 años fumando, es muy dificil que en sólo 21 días lo abandones para siempre y sin esfuerzo. Aquí juega un papel importante la adicción y la costumbre. Se trata de imponer tu voluntad cada vez y requiere un cierto esfuerzo consciente.

Comida rápida

Como vencer los malos hábitos

Lo que tienes que hacer es desaprender la conducta que tienes interiorizada en tu subconsciente. Para actuar de otra manera tienes que desaprender. El truco de hoy se basa en ser proactivo.

Hay que adelantarse a la mente y prevenir que se cumpla el mal hábito rompiendo el patrón. Imaginate que tu mal hábito es el cigarrillo después de comer. Entonces lo que piensas es «mañana dejo de fumar» pero en cuanto vas al tercer día te compras una cajetilla de tabaco. ¿Como harías entonces? pues sencillo, no compras tabaco por lo que cuando tienes el impulso o ansiedad, me he protegido previamente. Tu podrías pensar en que si tienes la urgencia, vas y lo compras, pero ahí entra la segunda parte.

Conviene que te estés recordando a ti mismo que te estás protegiendo, para lo cual debes hacer uso de lápiz y papel. Debes escribir en un cuaderno: «Miguel va a fumar un cigarro después de comer como todos los días, pero no hoy porque te estoy protegiendo. Recuerda que te va entrar la ansiedad, que ya sabemos cómo te pones».

La próxima vez que te entren las ansias y veas que no tienes tabaco, revisa el cuaderno. Encontrarás las razones por las que te hace daño y porqué debes protegerte de ti mismo.

Automotivación mujer éxito

El proceso completo

Resumiendo, el procedimiento tiene tres fases:

Escribirlo: tienes que poner en papel y de tu puño y letra tu motivación para protegerte. Debes colocar porqué esa acción te causa daño y como te estás protegiendo de ti mismo y las ventajas que tiene. También debes aprovechar para desmontar todas las excusas (que las conoces todas) para que ho haya ninguna justificación. Cuando lo haces con tu puño y letra se refuerza la intención porque es algo que has creado tu mismo.

Declararlo: Debes decirlo en voz alta. Por ejemplo: «Me he comprometido en que no voy a comer chocolate por la noche, y por eso no he vuelto a comprar». Cuando vengan las excusas, ya tengo escrito en el cuaderno el refuerzo para mantener mi decisión de abstenerme.

Decírselo a alguien: debes hacer partícipes a otros para reforzar tu compromiso. Cuando involucras a tus compañeros, amigos o pareja les dirás que te llamen la atención si te ven incumpliendo y así tendrás motivos para reforzar tu meta.

Pasados unos días te vas a olvidar y cuando lleguen las ganas (que llegarán), y habrás la nevera para buscar el chocolate, caerás en cuenta que no hay porque te estás protegiendo a ti mismo. Ahí lo que tienes que hacer es revisar tus notas. Este es como un contrato y te conviene revisarlo para recordar los términos. En este caso, porqué no compraste chocolate, que beneficios tiene evitarlo y que te estás protegiendo a ti mismo. Revisarás también las excusas y a quienes has hecho participe de este compromiso.

reflexión negativa triste

Protegerte de ti mismo

Al final te das cuenta que puedes dejar los malos hábitos; gracias a que haz podido protegerte de ti mismo.

La idea es prevenir el mal hábito evitándolo de antemano; y reforzando con una declaración escrita. Ante todo debes garantizar que no esté a tu alcance el objeto del deseo, para eso es que buscas protegerte de ti mismo.

El cerebro tiene dos partes: una racional y otra impulsiva. Se trata de detener esa fuerza inconsciente e impulsiva que se refuerza con el mal hábito. Por eso te preparas para protegerte de ti mismo de los malos hábitos. El razonamiento siempre va a compensar al impulsu y dar mil excusas.

Espero que este truco te sea de utilidad y lo apliques. Lo mejor para vencer los malos hábitos es protegerte a ti mismo. Esta es una de las formas en las que puedes hacerte cargo de tu destino.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar